Dauin y Apo Island en Dumaguete

Al ser Dauin un destino improvisado, solo reservamos dos noches de alojamiento, aunque fácilmente podríamos haberlas convertido en muchas más. Bongo Bongo divers cubrirían nuestras necesidades tanto de alojamiento como subacuáticas.

Dauin es una zona muy tranquila alejada de la bulliciosa ciudad de Dumaguete. Con una distribución parecida a lo que en Europa llamamos barrios residenciales, ello no impide que hayan cabras atadas fuera de las parcelas o que las gallinas campen a sus anchas en los caminos sin asfaltar.

Las casa sin embargo, se muestran más bonitas y mejor acabadas que en otras zonas, y en general se respira más tranquilidad gracias seguramente a las pocas motos que circulan.

Todavía nos reímos al recordar el correo de reserva que Sonia envió a Bongo Bongo Divers con el saludo: — Hi Bongo! —. Evidentemente, no había nadie que se llamara Bongo, y debieron reírse un rato a nuestra costa.

No somos de recomendar alojamientos, pero este caso bien merece una excepción. En ningún otro sitio nos han acogido con tanta cercanía y atención como aquí. En nuestra llegada ya de noche nos enseñaron las zonas comunes: una cocina al aire libre muy bien organizada donde todos los huéspedes podían preparar y guardar su comida, varias mesas donde comer o jugar a juegos, una sala interior donde había un futbolín y varios sillones donde sentarse a disfrutar de una cerveza, y los lavabos y duchas, todo comunicado con caminitos rodeados de plantas y árboles. A nuestra acojedora cabaña en lo alto se accedía por una escalera de madera.

Todo en Bongo Bongo respiraba un aire hippie tropical, que te hacía sentir más que como un cliente, como un habitante más de una pequeña comunidad. Incluso podías coger libremente cervezas o refrescos de la nevera y apuntarlos tu mismo en tu hoja de gastos.

Hicimos 3 inmersiones, todas en Apo Island. Accedimos al barco que nos llevaría a la isla desde una bonita playa de arena negra. El barco alquilado a la empresa Sea Explorers era sin duda el mejor barco de buceo que hemos visto en nuestra vida. Grande, espacioso, con salas cubiertas para relajarte tomando un te o comerte unos plátanos, y un lavabo en condiciones.

Compartimos viaje con un grupo de Filipinos que venían de Davao, que estuvieron fumando en vaporizadores, bailando y riendo durante todo el día.

Las inmersiones en Apo Island fueron sencillas y para relajarse en un fondo de arena blanca con formaciones rocosas volcánicas y corales. Pudimos ver un gran mero, el más grande que hemos visto nunca, y dos pargos también muy muy grandes (red snappers), cobijados bajo una cuevecita. Habíamos leído que Apo es un santuario de tortugas y lo cierto es que apareció alguna, pero no más que en el resto de zonas de Filipinas en las que hemos buceado hasta el momento.

Respecto a las inmersiones en Dauin, nosotros no hicimos ninguna, pero es el mejor sitio de Filipinas para hacer “muck diving” y observar especies raras y diferentes.

Al día siguiente, cogimos por primera vez un jeepney para ir al puerto de Dumaguete, donde tomamos el único ferry diario que sale hacia Panglao a las 3 de la tarde.

Datos interesantes

05/10/16
Comida en Blue Avyss: 430php (8,60eur) los dos
Autobus a Bato: 150php (3eur) los dos
Trike a Liloan Port: 100php (2eur) los dos
Cena en el bar del puerto: 200php (4eur) los dos
Ferry a Sibulan Port: 124php (2,48 eur) los dos
Trike a Dauin: 500php (10eur) los dos
Alojamiento en Bongo Bongo Divers: 700php (14eur) los dos

06/10/2016
3 inmersiones con equipo y comida incluidos en Bongo Bongo Divers: 3700php (74eur) por persona

1 Reply to "Dauin y Apo Island en Dumaguete"

  • comment-avatar
    Maggie 31/10/2016 (22:31)

    Thank you, nice read.

Leave a reply

Your email address will not be published.